Incapacidad temporal en la seguridad social

Incapacidad temporal en la seguridad social

La Seguridad Social considera como Incapacidad Temporal cualquier situación en la que el trabajador, debido a una contingencia común (enfermedad común y accidente no laboral) o profesional (enfermedad profesional y accidente laboral) resulta temporalmente inhabilitado para el desarrollo de su trabajo y tiene que recibir asistencia sanitaria de la SS, así como los periodos de observación por enfermedad profesional.

Para acceder a la baja por incapacidad temporal en la Seguridad Social es necesario tener una cotización de un mínimo de 180 días en los cinco años previos a una enfermedad  común -no hay periodo previo en caso de accidente o enfermedad profesional-; en los trabajadores a tiempo parcial, el periodo exigible variará según el CGP (coeficiente global de parcialidad).

CUANTÍA DE INCAPACIDAD TEMPORAL EN LA SEGURIDAD SOCIAL

La prestación se calcula en función de la base reguladora de cotización, y alcanza estos porcentajes en las siguientes situaciones:

  • En contingencias comunes, un 0% los tres primeros días, que ascienden a un 60% del día 4 al día 20 y sube a un 75% a partir del día 21.
  • En contingencias profesionales se recibe un 75% de la base reguladora desde el primer día.

Si el trabajador agota el plazo máximo de incapacidad temporal continúa recibiendo el subsidio como prolongación de efectos de la IT hasta el expediente de incapacidad permanente.

Si el trabajador recibe la prestación por desempleo y sufre una incapacidad temporal percibirá un subsidio igual al anterior. No obstante, si la IT no constituye recaída y el trabajador sigue en esta fase cuando se acaba su subsidio por desempleo, la prestación será de un 80% del IPREM mensual.

En caso de que el trabajador tenga incapacidad temporal por contingencia común y en este periodo le expire su contrato laboral, recibirá una prestación igual a la de desempleo, aunque el periodo de incapacidad laboral una vez expirado el contrato se descuenta de la percepción, que no sucede si esta situación se deriva de una contingencia profesional.

DURACIÓN DE LA INCAPACIDAD TEMPORAL LABORAL

La incapacidad temporal laboral en cualquier contingencia tiene una duración máxima de 365 días, que pueden ser prorrogables a 180 días más si durante esta prórroga el INSS considera que el afectado puede ser dado de alta por curación. Además, si pasado este tiempo hubiera una expectativa de recuperación para la reinserción laboral podría darse una prolongación de los efectos económicos de la incapacidad temporal, que en ningún caso será de más de 185 días tras la finalización de la primera prórroga.

EXTINCIÓN Y PÉRDIDA DEL DERECHO DE LA INCAPACIDAD TEMPORAL LABORAL

El afectado perderá el derecho al subsidio por incapacidad temporal si transcurren los 365 días iniciales más los 180 prorrogables, recibe el alta médica, no comparece injustificadamente al reconocimiento requerido por el INSS o la Mutua para el seguimiento de la baja, fallece o entra en el proceso de activación de expediente de incapacidad permanente.

Además, el subsidio queda denegado si el beneficiario actúa dolosamente para ganar la prestación por IT, trabaja por cuenta ajena o rechaza el tratamiento dado por el médico para su recuperación.

TRÁMITES PARA SOLICITAR LA INCAPACIDAD LABORAL

En caso de una contingencia común, el parte de baja será expedido por el médico del Servicio Público de Salud (SPDS) que reconozca al afectado, o bien por inspectores médicos de la Seguridad Social. El alta lo expedirá un médico del SPDS o inspectores médicos del SPDS o del INSS.

En caso de contingencia profesional la baja la expedirá el médico del SPDS o de la Mutua en función de si la empresa empleadora está asociada a una o no, mientras que el alta también lo podrá dar la Inspección del INSS.

El médico del SPDS o de la Mutua entrega dos copias del parte de baja, una de las cuales irá a la empresa o a la mutua. Además, comunica al afectado cuando se expida el último parte de confirmación previo al límite máximo de los 365 días, momento a partir del cual el proceso se transfiere al INSS.

EL SPDS o la Mutua remite el parte al INSS hasta, como máximo, el primer día hábil siguiente a su expedición, e informa al INSS del fin de plazo de los 365 días de incapacidad temporal de igual forma.

La obligación del trabajador es entregar en un plazo de tres días naturales el parte a la empresa o la Mutua, mientras que el parte de alta en un máximo de 24 horas después de su expedición. La empresa empleadora, por su parte, debe remitir al Instituto Nacional de Seguridad Social inmediatamente o en un periodo de máximo tres días hábiles a la recepeción el parte de baja, confirmación y alta.

Posteriormente, el INSS transmite al ISM o las mutuas los partes de baja o confirmación y los partes de baja al primer día hábil de la recepeción en caso de contingencia común. Facilita también los datos de los trabajadores a la Tesorería General de la Seguridad Social.

La Mutua comunica al trabajador y a la Seguridad Social la propuesta de alta y notifica al trabajador la extinción del derecho por causa de alta si es aceptada tal propuesta.

No olvides que en un parte de baja o confirmación deberán constar los datos del trabajador, la fecha de baja, el tipo de contingencia, el CIE, el CNO, la duración aproximada de la baja, la fecha del reconocimiento más cercano y el código del centro de salud en que se lleva a cabo. En el parte de alta, únicamente son necesarios los datos del trabajador, la causa del alta, el código diagnóstico definitivo y la fecha de baja inicial.

A pesar de que el Estado de Bienestar garantiza estos derechos, es muy recomendable adquirir un seguro de incapacidad laboral. ¿Por qué? No solo no te eximirá del derecho a recibir la prestación del INSS, sino que encima te ofrecerá un subsidio que puede igualar el 100% de tu nómina (sin porcentajes tediosos sobre la base reguladora) y con mucha menos tramitación. En PG te ofrecemos un comparador de seguros de baja laboral para que elijas tu mejor opción al mejor precio y te exponemos un análisis de estos seguros en este artículo.